Nicaragua sigue en busca afanosa de libertad, quizás por unos cuantos en estos momentos, pero al menos esa búsqueda sigue activa. Es un alivio.

Pues como decía Carlos Fuentes: “No existe la libertad, sino la búsqueda de la libertad, y esa búsqueda es la que nos hace libres”.