Teustepe, 11 octubre 2010

 

No sé cómo expresar ni a qué fuerzas dirigirme,

 para expresar y agradecer

 lo único, lo grande, lo musical, lo armónico,

 lo justo, lo bello, lo pleno,

lo matemático,

no solamente de haberte conocido,

compartido retazos de vida concentrada,

sensaciones nuevas en este mismo mundo

 de siempre,¡ milagro!

 sino lo de esta felicidad y sensación de llenura

que me has dejado

 en este amor

-ya te dije eso-

que morirá conmigo

aunque no estés aquí

ni me recuerdes

 ni me necesites,

ni me presientas,

como yo a ti

y ni siquiera

me hagas

un poema como éste.

Anuncios